Aún sin contenidos. ¡Añade uno ahora!

Palabras diarias de Dios | Fragmento 597 | "Dios y el hombre entrarán juntos en el reposo"

Palabras diarias de Dios 393  2020-07-28

Antes de que la humanidad entre en el reposo, si cada clase de persona es castigada o recompensada, se determinará de acuerdo a si buscan la verdad, si conocen a Dios, si pueden obedecer al Dios visible. Aquellos quienes han prestado servicio al Dios visible pero no lo conocen ni lo obedecen, carecen de la verdad. Estas personas son malhechoras y los malhechores sin duda serán castigados; además, van a ser castigados de acuerdo a su conducta malvada. Dios existe para que el hombre crea en Él, así como también Él es digno de la obediencia del hombre. Los que sólo creen en el Dios ambiguo e invisible son los que no creen en Dios; además, son incapaces de obedecer a Dios. Si estas personas todavía no pueden creer en el Dios visible para el momento en que Su obra de conquista se termine, y también persisten en ser desobedientes y en resistir al Dios que es visible en la carne, estos ambigüistas, sin duda, serán destruidos. Es como es con aquellos entre vosotros, cualquiera que verbalmente reconoce al Dios encarnado pero no puede practicar la verdad de la obediencia al Dios encarnado, finalmente será eliminado y destruido; y cualquiera que verbalmente reconoce al Dios visible, y también come y bebe de la verdad que expresa el Dios visible, pero busca al Dios ambiguo e invisible será destruido todavía más en el futuro. Ninguna de estas personas puede permanecer hasta el tiempo del reposo después de que haya terminado la obra de Dios; no puede haber nadie como estas personas que permanezca hasta el tiempo del reposo. Las personas demoniacas son las que no practican la verdad; su esencia es la de resistir y ser desobedientes a Dios y no tienen la más mínima intención de obedecer a Dios. Tales personas van a ser destruidas. Si tienes la verdad o si resistes a Dios se determina de acuerdo a tu esencia, no de acuerdo a tu apariencia o tu discurso y tu conducta ocasionales. La esencia de cada persona decide si será destruida; esto se determina de acuerdo con la esencia que revela su conducta y su búsqueda de la verdad. Entre las personas que obran del mismo modo y hacen cantidades similares de obras, aquellas cuyas esencias humanas sean buenas y que posean la verdad son las personas que pueden permanecer, pero aquellas cuyas esencias humanas sean malas y desobedezcan al Dios visible son las que van a ser destruidas. Cualquiera de las palabras o la obra de Dios dirigidas al destino de la humanidad trata correctamente con la humanidad de acuerdo a la esencia de cada persona; no va a haber accidentes y seguramente no va a haber el más ligero error. Sólo cuando una persona lleva a cabo obras es que han de mezclarse la emoción o el significado. La obra que Dios hace es la más conveniente; Él definitivamente no va a presentar afirmaciones falsas contra ninguna criatura. Ahora bien, hay muchas personas que son incapaces de percibir el destino futuro de la humanidad y que tampoco creen las palabras que Yo hablo; todos los que no creen, junto con los que no practican la verdad, ¡son demonios!

Extracto de “La Palabra manifestada en carne”